lunes, 9 de noviembre de 2015

Cómo lograr comer sano

¡Buenos días!

Bienvenidos a la primera entrada del blog. Hoy vamos a hablar sobre cómo comer sano, pero esta entrada no consiste en daros una dieta milagrosa, sino en proponeros una idea de organización para comer las cantidades que nuestro cuerpo necesita para estar saludable. 

Por lo tanto, es un consejo que podemos aplicarnos todos, sin necesidad de querer engordar o adelgazar, para todas esas personas que simplemente desean cuidarse y comer de manera equilibrada.


Mis ideas para ello son:

1) Buscar los alimentos que son necesarios para una dieta equilibrada (tipo pirámide o plato de alimentos). Así podremos saber cuántas veces a la semana o al día debemos comer cada tipo de alimento. No os preocupéis si sois veganos o tenéis intolerancia a algún alimento, ya que en Internet podéis encontrar gran variedad de información y elegir la que más se ajuste a vuestras necesidades.

La que yo uso es ésta, de la nutricionista María López que encontré en la web de RTVE.


2) Hacer una lista de las cantidades de hidratos de carbono, lácteos, proteínas, etc. que necesitamos al día. Pero...sed realistas. Si, por ejemplo, la cantidad de verduras recomendada es de tres a cinco al día y, sabéis que no son vuestro tipo de alimento favorito, poned en vuestra lista tres veces y no cinco.

En mi caso, siguiendo la foto anterior, me saltaría este paso porque las cantidades ya aparecen en forma de lista.

3) Hacer una tabla semanal organizando qué debemos comer cada día para cumplir las cantidades necesarias. Tened en cuenta que no tenéis que comer exactamente lo que habéis escrito ese día, sino que iréis tachando lo que coméis sin importar qué día de la semana es, pero si teniendo en cuenta que al final de la semana deberéis haber comido todos esos tipos de alimentos. No es tan difícil como puede llegar a parecer ya que incuso podéis tachar alimentos que pertenezcan al mismo grupo.

Por ejemplo, es domingo y sólo os queda por comer carne con arroz pero os apetece más pasta a la boloñesa. Así que no tenéis que preocuparos porque tanto el arroz como la pasta están dentro del mismo grupo de alimentos.


4) Lo mejor es poner la tabla en la nevera ya que no sé os olvidará tachar los alimentos que vais comiendo, incluso lo podéis hacer mientras estáis cocinando la comida de ese día.

5) Podéis usar una misma tabla para varias veces. La primera semana rodeáis, la segunda subrayáis, la siguiente tacháis... De hecho, creo que es buena idea usar la tabla unas semanas de prueba y, si vemos que no funciona la organización que hemos planificado, cambiarla.


Al principio puede parecer un poco difícil cumplirla pero os digo, por experiencia propia, que, poco a poco, cuando hayáis ido ajustando vuestras combinación de alimentos, os iréis acostumbrando y lo conseguiréis casi sin daros cuenta.


Además de este consejo, os recomiendo dos aplicaciones para vuestros móviles o tablets:
*Gerente de salud: es una aplicación donde podréis calcular vuestro peso ideal, el ritmo cardíaco, la presión arterial o la cantidad de agua y de grasa que necesitáis según vuestra altura, peso y edad. Además, también es interesante que podéis estimar la cantidad de alcohol en sangre según lo que habéis bebido teniendo en cuenta vuestro peso, sexo o cuánto tiempo ha pasado desde que os lo consumisteis.



También, tiene un medidor de pasos donde podréis ver cuántas calorías habéis quemado y crearos una especie de calendario para saber cuánto habéis andado cada día.


Y cuenta, además, con un rastreador de peso, donde podréis añadir vuestros avances y verlos en forma de gráfico.

*Lifesum: con esta aplicación podréis controlar la cantidad de calorías que ingerís y quemáis en vuestra vida diaria. Además, os da consejos sobre cómo mejorar y os avisa de cuándo necesitáis beber agua. También podéis introducir actividades o deportes que hayáis practicado.

Para introducir los alimentos podéis hacerlo escribiendo e, incluso, a través de un lector de códigos de barras. También podéis guardar vuestros desayunos y comidas favoritas para no tener que escribirlas de nuevo cada día. Yo os recomiendo ingresar con vuestro correo o Facebook (aunque no es obligatorio) para que quede grabada la información y no se pierda si surge algún percance.

 




Bueno, esto ha sido todo por la entrada de hoy. Espero que os haya gustado y, sobre todo, que os haya sido útil.

¡Gracias!

2 comentarios:

  1. Qué interesante!
    Yo suelo preparar menús semanales intentando que quede una dieta equilibrada, pero no había caído en hacerlo teniendo en cuenta la pirámide o plato de alimentos, para que sea más sana.
    Así que toca revisar los planning de comida q ya tengo listos.
    Muchas gracias por la recomendación!!
    Un besote!!

    ResponderEliminar
  2. Me parece muy interesante, estoy muy concienciada con comer mejor y ser menos sedentaria, y tu post me ha ayudado muchisimo!!!Mil gracias ;-)

    ResponderEliminar

¡Muchas gracias por tu visita! Espero que te haya gustado la entrada :)